Inicio » Columnas » “El precio de la fama”
Jueves 14 Diciembre, 2017

Indicadores económicos de Chile

Dólar Observado 619,06
Euro 723,82
UF 23.819,39
UTM 43.599,00
YUAN 0

Newsletter

Inscríbase y reciba GRATIS semanalmente el mejor contenido de Negociós y Tecnología en su E-mail.

Links Auspiciados

Chorrillana Estudio

Verdadera innovación, pasion por la tecnologia.

Pebble

El SmartWatch que lo mantiene siempre conectado

Roku

La mejor TV de streaming a su alcance

Monitor Samsung curvo de 27”

Una increíble pantalla curva para disfrutar de la mejor experiencia envolvente

Destacados

Eventos

Próximos Eventos

30.ENE.2018

CDAO México 2018

Próximos Eventos

11.FEB.2018

DUBAI, EAU: World Government Summit 2018

Próximos Eventos

8.JUL.2018

HONG KONG: RISE 2018

“El precio de la fama”

Columnas

Jose Ramon Valente
Por José Ramón Valente, socio y director ejecutivo de Econsult.

Santiago, Chile. 24 noviembre, 2017. El gran perdedor de las elecciones presidenciales del domingo pasado fue Alejandro Guillier. El candidato obtuvo 22,7% de las preferencias y estuvo a punto de no pasar a segunda vuelta. Con este resultado, de repetirse el número total de votantes, para ser elegido Presidente, Guillier necesitaría entusiasmar a cerca de un millón y medio de chilenos que no votaron por él en primera vuelta. La mayor parte de dichos votantes corresponde al millón trescientos mil chilenos que el domingo pasado votaron por Beatriz Sánchez del Frente Amplio.

Considerando lo anterior, es dable suponer que con el objetivo de conquistar la mayor cantidad de votos posibles, Guillier deberá acercarse al Frente Amplio, y hacer suya una parte del programa de gobierno de Beatriz Sánchez.

De hecho esto ya es una historia en progreso. En efecto, mientras el programa de Guillier habla explícitamente de mantener las AFP y apoya el proyecto de pensiones enviado por Michelle Bachelet al Congreso, el miércoles pasado, Alejandro Guillier aseguró que estaba disponible para eliminar las AFP, tal como lo plantea el programa de gobierno de Beatriz Sánchez.

El programa del Frente Amplio y el de Guillier difieren en forma radical en varios otros temas. Vistos los argumentos y el actuar del candidato, cabe preguntarse que otras propuestas del programa del Frente Amplio incorporará Guillier en su propio programa para ganar la simpatía y los votos de esta emergente fuerza política. Por ejemplo en términos de impuestos Guillier propone “consolidar la reforma tributaria”, lo que implica mantener una integración parcial del sistema, mientras que el programa de Beatriz Sánchez incluye la desintegración total del sistema tributario (se paga dos veces, primero la empresa y después los accionistas de la misma). Adicionalmente el FA propone a un impuesto al patrimonio de 2% anual para patrimonios superiores a US$ 5 millones y un tramo adicional de impuesto a la renta de 50% para personas con ingresos anuales superiores a $ 150 millones.

En cuanto a temas laborales, el programa del FA propone radicalizar la reforma laboral aprobada por la NM, incorporando negociación colectiva intersectorial, sectorial, ramal y por empresa. Además de entregar el derecho a negociar colectivamente a los trabajadores subcontratados.

Podríamos seguir analizando diversas materias del programa. Pero los nuevos integrantes del comando del senador ya nos notificaron que van a revisar el programa de gobierno para incorporar propuestas contenidas en el programa del Frente Amplio. Uno de dichos integrantes es la diputada Camila Vallejo, quien en 2013 señalara que Chile debía seguir el camino por el cual Chávez había conducido a Venezuela. Cabe preguntarse entonces, cuál es el precio que está dispuesta a pagar la DC, el PPD y el PS por mantener una opción de elegir a Guillier como Presidente de Chile. O más bien cuál es el precio que están dispuestos a hacer pagar a Chile para mantener viva dicha opción.


Comentarios

2 comentarios
  • No se trata de hacer campaña del terror. Se trata de estar despiertos y alertas. La historia se repite porque las generaciones olvidan sus enseñanzas.

    Equipo InfoWeek

Añadir comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *