Inicio » Negocios » En Alemania a partir de 2030 todos los autos nuevos deberán ser eléctricos
Martes 26 Marzo, 2019

Indicadores económicos de Chile

Dólar Observado 619,06
Euro 723,82
UF 23.819,39
UTM 43.599,00
YUAN

Newsletter

Inscríbase y reciba GRATIS semanalmente el mejor contenido de Negociós y Tecnología en su E-mail.

Eventos

Próximos Eventos

2.ABR.2019

LAUSANA, SUIZA: Seedstars Summit 2019

Próximos Eventos

3.ABR.2019

CONECTA México

Próximos Eventos

11.ABR.2019

CHILE: eCommerce Day Santiago 2019

Próximos Eventos

24.ABR.2019

SANTIAGO, CHILE: Tendencias en Ciberseguridad

Próximos Eventos

2.MAY.2019

SANTIAGO, CHILE: IoT Innovatech Latam 2019

Próximos Eventos

15.MAY.2019

SANTIAGO, CHILE: Future Tech Summit

Próximos Eventos

29.OCT.2019

LAS VEGAS, EE.UU.: World Crypto Conference

En Alemania a partir de 2030 todos los autos nuevos deberán ser eléctricos

Negocios

  • Actualmente en Alemania, de los 45 millones de autos en circulación, solo 150.000 son híbridos y 25.000 son completamente eléctricos.

Berlin, Alemania. 5 julio, 2016. En Alemania después del año 2030 es posible que a la hora de comprar un auto no podamos elegir entre gasolina o diesel sencillamente porque el motor eléctrico será la única opción. Un funcionario del gobierno alemán confirmó que el país se dispone a elaborar una ley para poner fin a los motores que generen emisiones.

La ley forma parte del plan del gobierno alemán para reducir drásticamente las emisiones de monóxido de carbono (quieren reducirlas entre un 80 y un 95%) para 2050. El país lleva años embarcado en una agresiva política para reducir las emisiones en el sector energético e industrial, pero el transporte se había librado de los recortes.

Alemania - autos electricos - Angela Merkel - Dieter Zetsche
El pasado abril, el gobierno de Angela Merkel anunció un programa de estímulo del auto eléctrico de € 1.000 millones.

Ahora es el turno de limitar la contaminación por tráfico rodado. De momento, el sector tiene cinco años para reducir 10 millones de toneladas métricas de dióxido de carbono de los 165 millones que emite actualmente cada año. Para 2030 la idea es que todos los vehículos nuevos que se vendan deberán tener cero emisiones, o sea, deberán ser eléctricos (o quizá de hidrógeno).

El plan es complejo y requiere mover muchas piezas. En abril de este año, el gobierno de Angela Merkel ya anunció una subvención de € 4.000 por la compra de vehículos eléctricos nuevos, pero eso no es suficiente. También anunció un plan para crear un millón de estaciones de recarga públicas para 2020. La idea es que en 2030 sean 6 millones. También se incentivará a los fabricantes de automóviles para que desarrollen la tecnología y comercialización de autos eléctricos.

Actualmente, la adopción de vehículos eléctricos en Alemania es muy baja. De los 45 millones de autos en circulación, solo 150.000 son híbridos y 25.000 son completamente eléctricos. Se calcula que a partir de la nueva ley se tardarán unos 20 años en reemplazar la totalidad del parque. Alemania no es el único país que está valorando introducir normativas que regulen los motores diesel o eléctricos. Noruega, Holanda y La India trabajan en iniciativas similares.

El pasado diciembre Alemania se sumó a la alianza internacional de vehículos sin emisiones que ambiciona que todos los autos de pasajeros sean de este tipo en 2050.

En esta línea, el consorcio automovilístico Daimler, uno de los más importantes del país, acaba de anunciar un plan de movilidad eléctrica que abarcará la totalidad de sus marcas.

“El compromiso de Alemania de cortar las emisiones de CO2 entre un 80 y un 95 por ciento para 2050 es inalcanzable a menos que el país reduzca radicalmente la polución producida por el transporte”, dijo el Secretario de Estado de Energía alemán, Rainer Baake en un foro sobre el cambio climático en Berlín. Y no es algo sencillo porque “el hecho es que no ha habido una reducción significativa de las emisiones de CO2 en el transporte desde 1990“.

La ley no afectará a todos los vehículos porque como explicó “no tenemos ninguna forma de recortar las emisiones de camiones”. Sí las hay para recortar las emisiones de los automóviles, aunque se necesitan políticas más radicales. El pasado abril, el gobierno de Angela Merkel anunció un programa de estímulo del auto eléctrico de € 1.000 millones. Una iniciativa seria, pero insuficiente porque según las propias estimaciones del Ministerio de Medioambiente este programa no podría, por sí solo, conseguir los objetivos definidos para 2050.


Comentarios

No hay comentarios.

Añadir comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *